FALLECIMIENTO

Tan piadoso varón, modelo de caridad, humildad y pobreza, entrega su alma a Dios el día 6 de agosto de 1599, rodeado de sus hermanos de Congregación e individuos de la Archicofradía.

Tan piadoso varón, modelo de caridad, humildad y pobreza, entrega su alma a Dios el día 6 de agosto de 1599, rodeado de sus hermanos de Congregación e individuos de la Archicofradía. Su muerte fue muy sentida y llorada por todos los que habían tenido la suerte de conocerle y apreciar sus virtudes.

Se dispuso que estuviese el cuerpo manifiesto por tres días y que la veneración pudiera admirar su incorruptibilidad y tomar reliquias y es de admirar que asolando Madrid una terrible epidemia de peste y siendo en agosto, ninguno de estos factores ahuyentaran al pueblo que se apresuro a tomar reliquias, lo que hizo preciso que se renovase el habito, hasta tres veces, antes de ser inhumado.

Se verificó su entierro con gran pompa, honrándole con su presencia el Rey Felipe III, la Nobleza, Clero y notables de la Corte. Inmediatamente de fallecer el venerable, cesó la peste.

INICIO

CONTACTO

AVISO LEGAL

armorshop|adalidmyo
ACCESO